happy new year wishes for parents
YouTube
Facebook

Los Paisas me caen mal

Escribo este post procurando tener la mente fría e intentando no dejar nada por fuera en mi protesta. 

Lo confieso, los paisas me caen mal, especialmente los de Medellín. Me caen mal porque viven en aquella hermosa ciudad, de clima perfecto y hermosos paisajes. Me caen mal porque llevan la belleza en la sangre, tanto que hacen ver hermosas hasta a las gordas de Botero. Me caen mal porque hablan con ese lindo acento que acompaña su eterna, amable y cálida sonrisa, y porque son gente tan valiente que ha salido adelante a pesar de las duras pruebas que les ha tocado vivir.

Está bien! es cierto, amo Medellín!

No sé cómo, o más bien, sí sé! Seguramente fue su clima, sus montañas, sus hermosos parques, el desprendimiento de su gente y lo cosmopolita de una ciudad moderna cuyo sistema educativo y de transporte son dignos de admirar, sobre todo para estándares latinoamericanamente caóticos.

Una razón más para odiar esta hermosa ciudad, es que casi desde cualquier parte obtienes vistas increíbles, como las que logras desde el Parque Arví, (al que puedes llegar en un calmado viaje en teleférico, que es el medio de transporte de todo el que vive en las comunas para llegar a la ciudad).

Si con esto aún no he logrado persuadirlos de que no visiten Medellín y sus alrededores ya que les va a fascinar y morirán de envidia al igual que yo, puedo sumar a la lista de “cosas que odio de Medellín y su gente”, lo siguiente:

  • Que su gente es demasiado amable y yo detesto eso. La amabilidad de su gente es reconocida y recordada por todos aquellos que tienen la suerte de visitarla, ya que “el paisa”, se caracteriza por ser servicial. Donde quiera que estés escucharás un muchas gracias, disculpe, me encantaría y lo siento; pero además de amable el paisa es un teso, berraco y hechao pa’ delante!
  • Que el clima es demasiado bueno y a nadie le gusta estar en un clima tan delicioso. Por algo es llamada la “Ciudad de la eterna primavera”, Medellín tiene un clima casi perfecto, en el que el calor nunca es asfixiante y el frío de la noche no necesita que te abrigues demasiado, ¡ven lo que les digo!
  • Que su comida es un atentado contra mis dietas y eso no lo puedo permitir! Para los que no me conocen me declaro abiertamente una foodie, y la Bandeja Paisa, plato típico de la región compuesto de fríjoles, carne picada, arepa, arroz, huevo frito, aguacate chicharrón, chorizo, morcilla y una o dos tajadas de plátano maduro (sí, solo eso!), es una delicia que representa la combinación perfecta para cualquier persona interesada en conocer al paisa desde su pancita y de paso ganar unas libritas de más.

Arepas Corn Chef Kitchen Colombia Food Stew Typical

Y si quieres un par de razones más por las cuales es un peligro ir a Medellín, no demoran en venirme cientos a la mente…

  • Porque ver el hermoso Valle de Aburrá desde las alturas te roba todos tus suspiros y yo quería guardarlos para otra ocasión.
  • Por toda la riqueza artística que presencias en cada visita a la Plaza Botero y yo soy de las que piensa que para ver gorditos mejor me voy a mi oficina.
  • Porque tengo naranjas y fresas carísimas en mi supermercado y no necesito a sus amables vendedores de frutas frescas.
  • Porque después de ver los alumbrados del río Medellin la Navidad en casa me parecerá muy simple.
  • Porque todas las increíbles vistas que me regaló La Piedra del “Peñól” harán que la extrañe desde la ventana de mi apartamento.
  • Porque el Desfile de Silleteros durante la Feria de las Flores es algo para lo que debo tener mi cámara preparada y a mi no me gusta tomar fotos.
  • Porque nunca, nunca, nunca olvidaré mi paseo por la calle El Recuerdo  y debo ocupar mi mente en cosas más importantes que lindos momentos.
  • Porque su belleza es simplemente innegable y me chocan las cosas tan lindas.
  • Porque una vez pisé Medellín el amor fue real y puro y no tenía ganas de enamorarme por el momento.
  • Y por todas las razones que me faltan por nombrar y que incrementan la envidia que siento por aquellos afortunados seres llamados paisas.

Confieso que tenía miedo de escribir este post, miedo a quedarme corta y no poder transmitirles con este artículo todo lo que pienso de esta bella ciudad y su gente, sólo espero haberles dado una pequeña idea de por qué esta ciudad es uno de los destinos más importantes de Colombia, y asegurarles que quien viaje a Medellín tendrá muchísimas oportunidades para maravillarse con su belleza y más aun de odiar a los paisas por su suerte “tan berraca”!.

Y tú? Ya te antojaste de ir a Medellín?

Fuente: lamaletademano.com